Higiene ambiental  La Cocina Italiana!! Verano y Diversion!


El Clan Narco más rico del mundo hizo negocios en Puerto Madero

Se trata de “Los Cuinis” comandado por los hermanos González Valencia. Vida de lujo y colegios carísimos. La historia del chef argentino que desapareció hace más de 3 años.

Lograron amasar su fortuna lejos de las primeras planas hasta que a principios del año pasado la Administración para el Control de Drogas de los EE.UU. (DEA por su sigla en inglés), los presentó como “el cartel más rico del mundo” que está comandado por la docena de hermanos González Valencia.

Según reveló el diario Clarín, seis años antes de que su fama fuera mundial, el cartel de “Los Cuinis” ya había elegido Buenos Aires, específicamente a Puerto Madero, para poder blanquear parte de los millones obtenidos por la venta de drogas. Vida en hoteles de lujo, costosos colegios y hasta la idea de instalar una cadena de supermercado y drugstore premium formaron parte del desembarco de los mexicanos.

“Cadena mexicana Corner abre su primera tienda en el país”, tituló el 9 de septiembre de 2009 Fortunaweb. En la nota se habla de un proyecto de 15 tiendas en distintos puntos de la ciudad y de una inversion total prevista de 2,5 millones de dólares.

Una investigación judicial sobre el lavado de más de dos millones de dólares a través de una sociedad constituida en la provincia de Buenos Aires en 2009; la residencia del número 2 del cartel y su familia en los departamentos del Hotel Faena durante 2011; y el secuestro y desaparición de un chef enterriano en Puerto Vallarta (México) en 2013 son los tres pilares de la conexión “Cuini” con nuestro país.

La pista de esta banda narco había comenzado a ser seguida en la Argentina por el fiscal Sebastián Basso. Este descubrió que, antes de radicarse en Uruguay, en 2011 Gerardo González Valencia se había mudado desde México hasta el Hotel Faena de Puerto Madero junto con su esposa y sus tres hijos. A los chicos, de 4 , 6 y 11 años, los envió a un importante colegio de zona norte, adonde los diplomáticos extranjeros suelen inscribir a sus herederos. Allí, González Valencia pagó en efectivo seis meses de colegio por adelantado.

Basso también determinó que el mexicano había fundado una sociedad anónima en Buenos Aires y que con dinero del narcotráfico pensaba abrir una cadena de supermercados y drugstore, uno de los cuales llegó a funcionar en Puerto Madero. La Justicia comprobó que llegaron a comprar un gran galpón y a señar os locales que no llegaron a inaugurarse, uno en Congreso y otro en el Microcentro.

El galpón fue vendido y por lo menos 60 mil dólares de esa operación fueron decomisados recientemente por la Justicia federal. La idea de desplegarse en la capital argentina avanzaba rápido, pero algo pasó que torció el plan de “Los Cuinis” que abandonaron la Argentina a mediados de 2010 y se instalaron en Uruguay donde fue detenido Gerardo en abril pasado.

En menos de 6 meses tuvo que ser trasladado de una cárcel a en un predio de la “Guardia Republicana”, una unidad antidisturbios uruguaya. Lo tuvieron que mudar allí porque ya había corrompido a medio personal del penal de Montevideo, donde lo habían alojado inicialmente.

Su esposa Wendy Amaral Arévalo logró ser considerada solo partícipe secundaria de lavado de dinero: entra y sale con sus hijos de Uruguay. Con su marido, prepara artillería pesada para defenderse. Según el diario El País, acaban de contratar a Julissa Reynoso (exembajadora nortemericana en Uruguay) para que los represente si son extraditados a Estados Unidos.

 

Un chef argentino que desapareció hace más de 3 años

Federico Tobares se había mudado a México para trabajar junto a su mujer. Tras la separación de la pareja, la joven volvió a la Argentina y Federico se quedó allá trabajando en uno de los emprendimientos de Gerardo González Valencia.

En junio del 2013, ocurrió lo peor: Federico fue secuestrado en Guadalajara y nunca más se tuvo noticias de él. La principal hipótesis de su familia, y también de las autoridades mexicanas y norteamericanas, apunta a González Valencia, que era el jefe del argentino en dos emprendimientos gastronómicos de Puerto Vallarta.

“Federico vio algo que lo puso en peligro. El trabajaba en dos locales pero también en fiestas superexclusivas que se hacían en una isla, duraban días y no se podía ir con celular. El vio algo que lo asustó y comenzó a preguntar sobre eso a terceros”, dijo Ana Soledad Tobares, hermana mayor de Federico y uno de los pilares de una búsqueda que, a distancia, se vuelve cada vez más frustrante. “González Valencia lo llamó para decirle que le preguntara las cosas en la cara y después le tendió una trampa para callarlo. Nunca más apareció”, asegura Ana que se mudó de la Argentina.

Higiene ambiental Marketing Online


La mejor Carne al mejor Precio Llevamos el cine a tu casa! La Mejor Carne de San Telmo La Mejor imagen Yoga y Reiki El Mejor Seguro

Estética Dental! Marketing Online